Una estudiante de filología clásica que quiere compartir con los demás su pasión por el mundo clásico

Origen de San Valentín y Carnaval

Una de las fiestas más internacionales para celebrar el día del amor y de los enamorados es, sin duda alguna, el día de San Valentín. Entonces nos preguntamos su origen y topamos con unas antiguas fiestas romanas paganas, llamadas Lupercalia.

Las Lupercalia eran unas fiestas que se celebraban el 15 de febrero en honor al dios Fauno Luperco, que más tarde llamarían Pan Liceo por la posterior influencia griega.

Anualmente, los romanos escogían entre los ciudadanos más ilustres (que normalmente solían ser jóvenes) a los luperci, es decir, los sacerdotes que oficiaban esta fiesta en el monte Palatino, donde se decía que Rómulo y Remo fueron criados por la loba.

El ritual consistía en el sacrificio de una cabra y un perro. Con la sangre del sacrificio mojaban las frentes de los luperci y luego las limpiaban con trozos de lana con leche de cabra. Durante este proceso, los luperci tenían que reír. Después cortaban en trozos la piel de los animales sacrificados y fabricaban látigos, con los cuales corrían desnudos por el monte Palatino golpeando a quien encontraban a su paso, ya que de esta forma consideraban que los purificaban. En el caso de las mujeres, por cada golpe que recibían simbolizaba más fertilidad. 

En el año 494 d.C el Papa Gelasio I prohibió las Lupercalia, substituyéndolas y cristianizándolas en el día de San Valentín justo el día 14 de febrero, fecha de su muerte.

También se dice que el origen del Carnaval (De carne y levare; Dejar la carne) viene de los bacanales griegos, fiestas en honor a Dionisio, dios del vino, y de las Lupercalia


Imagen que ilustra las Lupercalia

Cuadro de un bacanal, por Nicolas Poussin

Fragmento sobre las Lupercalia en Desde la fundación de la ciudad (Libro 1, párrafo 5) de Tito Livio:

"Se dice que la fiesta de la Lupercalia, que se sigue observando, ya se celebraba  en  aquellos  días  en  la  colina  del  Palatino.  Este  cerro  se  llamó originalmente Pallantium de una ciudad del mismo nombre, en Arcadia; el nombre fue cambiado posteriormente a Palatium. Evandro, un arcadio, había poseído aquel territorio muchos años antes, y había introducido un festival anual de Arcadia en el que los jóvenes corrían desnudos por deporte y desenfreno, en honor de a Pan Liceo, a quien los romanos más tarde llamaron Inuus."

Fragmento sobre las Lupercalia en Vidas Paralelas (Libro de Rómulo, párrafo 21) de Plutarco:

"Las Lupercales, por el tiempo en que caen, podrían reputarse purificatorias, porque se celebran en los días nefastos del mes de Febrero, que puede muy bien interpretarse purificativo; y aun al día mismo los antiguos le decían februato. El nombre de la fiesta para los Griegos alude a cosa de lobos, y podría parecer que era antigua de los Árcades que vinieron con Evandro; pero por el nombre puede ser de unos y otros, pudiendo éste haber dimanado de la loba: puesto que vemos que los Lupercos toman el principio de sus carreras desde el mismo sitio en que se dice que Rómulo fue expuesto. Las ceremonias son las que hacen muy difícil de adivinar el motivo de la institución. Empiézase por matar algunas cabras; después a dos jovencitos ingenuos, que se les ponen delante, unos les manchan la frente con el cuchillo ensangrentado, y otros los limpian al instante, para lo que llevan lana empapada  en  leche;  y  los  jovencitos,  luego  que  los  limpian,  deben echarse a reír. Hecho esto, cortan correas de las pieles de las cabras, y ciñéndose con ellas, dan a correr desnudos, golpeando a cuantos encuentran; y las mujeres hechas no huyen de que las hieran, creyendo que esto conduce para que conciban y paran felizmente. Es también ceremonia singular de esta fiesta el que los Lupercos sacrifiquen un perro. [...] Pero Gayo Acilio refiere que antes de la fundación sucedió que los ganados de Rómulo y Remo se desaparecieron, y haciendo plegarias a Fauno, echaron a correr desnudos en de ellos para que el sudor no les sirviera de estorbo; y que por esto corren desnudos los Lupercos. En cuanto al sacrificio del perro, se podría decir, si éste es de purificación, que lo emplean como víctima expiatoria, porque también los griegos en las que llaman expiaciones ofrecen cachorrillos; y en muchas ocasiones emplean el rito que toma de éstos la denominación de perisculaquismo. Si por otra parte esto se hace en memoria de la loba y del triunfo y salvación de Rómulo, no erradamente se mata un perro, como enemigo que es de los lobos; a no ser que por caso sea castigo que se da a este animal por lo que suelen estorbar a los Lupercos en su carrera."

2 Responses so far.

  1. Sígueme en http://clasicosgriegosylatinos.blogspot.com.es/

    Por cierto, muy interesante tu blog

  2. Diotima says:

    Gracias por el comentario! Te seguiré con mucho gusto. Un abrazo!

Leave a Reply